TRAP

Historia y relación con el rap

Ego trip, dinero, gangster, saturación. ¿A qué viene todo esto? Bien, personalmente creo que son los elementos principales que habría que poner sobre el tapete para hablar del trap en un sentido general. Pero nosotros nos centraremos en la última palabra: ¿por qué saturación?

Te cuento un poco: el trap se originó en los años 90 en el sur de los EEUU, como un derivado del rap que cambiaba la métrica de los versos y cuyas bases tenían un rollo más efectista, más atmosférico que el anterior. Las temáticas eran principalmente el tráfico de drogas y el dinero, lo cual incluía la ostentación y alguna que otra muestra desmedida de ego. Si bien el trap comenzó sus andadas siendo considerado música alternativa, pronto se expandió enormemente por todo el país, llegando a ser hoy por hoy uno de los géneros de música urbana más escuchados en todo Norteamérica junto al r&b, el pop y el EDM.

Las temáticas y el estilo se han mantenido, si bien la imantación a lo mainstream y a la masa lo ha acabado acercando a la temática sexual/amorosa, pero me quiero centrar en un componente que se mantiene desde sus comienzos hasta la llegada a España, donde los productores hemos aprendido a mimetizarnos con su estética a golpe de plugin: la saturación digital.

Características

Sin duda, este elemento de la saturación es fundamental para hacer un tema de trap: la percusión en este género es muy peculiar, debido a que usa sonidos fácilmente reconocibles de bombos y cajas con mucho ataque procedentes de la inigualable y legendaria caja de ritmos Roland TR 808, creada en 1980 por la empresa nipona homónima. Desde que este aparato salió al mercado, algunos de los productores más influyentes de la época ya la utilizaron para su música: desde Whitney Houston hasta Rosalía, la famosa caja digital no ha dejado de usarse. En el ámbito del trap son muy conocidos sus kick bass, sus snares y sus hi hats, que tienen un carácter único y muy reconocible.

El rasgo más destacable del kick bass es su distorsión digital; el sonido es potente, oscuro, casi intimidatorio, y está saturado de una forma tan exagerada como controlada, lo que aporta al sonido un punch y una fuerza que hace que cada beat lata. Pero el papel de la saturación digital en la producción musical no se queda ahí: este elemento se usa para muchos sonidos, los beatmakers y productores musicales a veces llegan a utilizarla para grupos enteros de instrumentos, o incluso para la fase de mastering de los temas. Se llegan a abordar técnicas complejas de procesado de sonido para alcanzar los niveles de control de frecuencias graves que exigen estos temas a la hora de mezclar y masterizar los tracks.

También existen otros elementos en el trap, como ya digo, la creación de una atmósfera oscura, una nebulosa opaca de sonidos ambientales y vaporosos, es muy importante para entrar en el mood que sugiere el trap clásico, con que hay que juguetear mucho con la síntesis para crear pads rugosos, con resonancias muy locas, hacer del tema algo muy personal, único, con un sonido totalmente suyo.

Mi papel en el género e influencias

A la hora de hacer trap, me miro en varios productores, pero creo que uno de los que más me gustan es Penacho. Sus beats son especialmente misteriosos, gélidos…en general todo su personaje es un tanto misterioso; una de las cosas que más me sorprenden de este autor es que se presenta como una figura un tanto extraña en internet, porque apenas circula información sobre él en las plataformas, y él mismo tampoco ofrece mucha, simplemente sube beats, y más beats.

En sus publicaciones no hay texto explicativo sobre su música, sus ideas…simplemente hay sonido. Tiene ciertos fetiches que son muy interesantes, uno de ellos es la flauta: en casi todos sus beats de trap suenan flautas andinas, de pan, dulces, de pico, traveseras… le gusta mucho la gama de armónicos que ofrecen las flautas. Otro elemento que lo distingue de muchos otros productores es la capacidad que tiene para generar punch en los bombos y los bajos subgraves, cada latido es un muro de sonido que se te mete en el cerebro, me vuelve loco. Aquí te dejo una muestra de su arte:

Otro productor que también me flipa es Juacko. Es un joven músico canario cuya carrera promete bastante, habiendo trabajado ya con artistas como Karol G y Karen Méndez. En su música cuida un aspecto que muchos productores de trap ni si quiera toman en consideración muchas veces al centrarse exclusivamente en el punch, y es el hook! El hook de un tema es el gancho, lo que te vuelve loco; es una melodía, un instrumento que te causa pura adicción, te hace tener ganas de bailar como un poseso y te llena de adrenalina. Si bien este elemento es más característico de los temas de EDM, aplicarlo al trap es una idea muy buena. Os dejo este tema, ya veréis que en cuanto oigáis la parte instrumental de después del estribillo lo entenderéis todo ;P

Indigo Jams es uno de los productores que me ha influido más y desde más temprano: aunque produce más géneros aparte del trap, es un maestro en todos los estilos de la música popular, y además de producir su propia música tiene buena voz, con lo que interpreta sus propios temas y se hace sus propios coros, cosa que lo posiciona como un artista bastante completo. Aquí os dejo un ejemplo de sus producciones, esta de aquí me gusta porque tiene un ritmo muy pegadizo y una voz mucho más melódica de lo que suele ser el trap normalmente

En fin, este género me encanta porque sus elementos son muy muy marcados, es uno de los géneros mejor delimitados de todo el mercado de la música, pero a la vez puedes hacer de cada tema un mundo, y la mezcla siempre es un desafío porque hay que despejar muchos elementos para poder destacar los prioritarios, de manera que hay que desarrollar una economía de medios brutal. Espero que este pequeño homenaje al trap os haya gustado tanto como a mí producir cada día este género.

Os dejo también un ejemplo de una base de trap producida por mí, espero que os mole ?

https://soundcloud.com/ruymijazzer/betrayal-trap

Nos leemos la semana que viene con otro blog, esta vez uno para los más puristas del sonido electrónico: el género del rap, una música que coge sus elementos del mundo del hiphop y los samples viejunos 😛

Os dejo otros blogs del estilo: ¡Nos leemos la semana que viene!